Conecta con nosotros

Justicia

Localizan a más de 100 grupos supremacistas en la frontera

Publicado

en

El Buró Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés) identificó a un centenar de grupos supremacistas blancos y contingentes de odio que han resurgido a partir de la Ley SB-4 impulsada por el gobernador de Texas, Greg Abbot, que permite a las autoridades estatales detener y deportar a los migrantes sólo por su apariencia.

Informes de la agencia estadounidense advierten que en los grupos detectados operan ideologías neonazis y antiinmigrantes, por lo cual todas sus acciones se llevan a cabo con base en nociones supremacistas que observan una nación dominada y poblada por blancos.

Una de las ideas que algunos de estos grupos manifiesta abiertamente es la de un supuesto plan secreto del gobierno de México y los mexicoamericanos para cercenar el sureste de Estados Unidos y crear un nuevo país, Aztlán.

“El número de agrupaciones de odio que operan en Estados Unidos ha aumentado en todo el país, en gran medida alimentado por medidas antiinmigrantes como la SB-4 en Texas, en la frontera con México, donde al menos un centenar de organizaciones operan, y la SB-1718 en Florida”, advierte el FBI en un reporte elaborado en enero pasado.

Entre los grupos identificados por la autoridad estadounidense están American Border Patrol, cuyos integrantes salen prácticamente a cazarmigrantes; la Federación por la Reforma de Inmigración en Estados Unidos (FAIR), Patriotas Constitucionales Unidos y El Ejército de Dios, cuyos miembros y fundadores están relacionados con grupos supremacistas y neonazis. Todos tienen como finalidad impedir la entrada de migrantes y generalmente lo hacen con métodos violentos, desde intimidaciones hasta asesinatos.

De acuerdo con Javier Urbano, coordinador del Programa de Asuntos Migratorios de la Universidad Iberoamericana (Ibero), estos grupos comenzaron a surgir en la década de los 90, cuando los flujos de migrantes hacia la Unión Americana se incrementaron marcadamente.

“La presencia mediática y el éxito político de esos grupos se debe a la doctrina de seguridad nacional en Estados Unidos, al relanzamiento del discurso patriota en defensa de las fronteras y la segregación de tinte antimexicano que cada cuatro años dominan las elecciones en la Unión Americana”, agregó.

Estas organizaciones, de acuerdo con el FBI, aprovechan ahora las redes sociales para fomentar el sentimiento de odio contra la llegada de indocumentados, cuyo número rompió récord el año pasado con casi 2.5 millones de detenciones.

“En última instancia, tener una frontera significa estar preparado para tener hombres armados dispuestos a usar la fuerza para detener a quienes intentan cruzarla. Si no estás dispuesto a hacer eso, entonces tu frontera es falsa; cualquiera que lo desee con todas sus fuerzas puede simplemente entrar por la fuerza”, escribió en su cuenta en X, Charlie Kirk, fundador y presidente de la organización conservadora Turning Point USA.

“Es hora de tratar con dureza a los invasores, gobernador Abbot. Tenemos armas sónicas y de ondas milimétricas para control de multitudes. Es hora de usarlas”, escribió otro usuario de X.

La ley SB-4 permanece congelada hasta nuevo aviso, ya que el tribunal de apelaciones del quinto circuito de Nuevo Orleans no ha fijado una postura sobre si esta legislación viola o no la Constitución de Estados Unidos.

El miércoles, la corte de apelaciones escuchó las posturas sobre la misma por parte de las autoridades federales y las texanas, pero hasta el momento no ha emitido algún pronunciamiento.

“La SB-4 continúa suspendida. La SRE sigue firme en la defensa de los mexicanos ante leyes discriminatorias en Texas y Estados Unidos”, manifestó la canciller Alicia Bárcena tras la audiencia del miércoles que mantiene la legislación congelada.

La norma, firmada por el republicano Greg Abbott, en diciembre pasado, autoriza a las fuerzas de seguridad de Texas a arrestar a personas bajo la sospecha de que hubieran ingresado irregularmente al estado por la frontera sur con México.

Además, considera que la entrada irregular al territorio es un crimen estatal que puede ser castigado hasta con seis meses de cárcel, o 20 años si la persona es reincidente. La medida también autoriza a los jueces estatales a expulsar a las personas detenidas directamente a México.

La decisión del tribunal, de acuerdo con Luis Dávila, integrante del Movimiento Mesoamericano Migrante, puede incrementar el sentimiento antiinmigrante de estos grupos ante la impotencia de no haber logrado el cometido de Abbot.

“Nos ha tocado verlos y estaban armados como si fueran a la guerra y camuflados, incluso se instalan a lo largo del río Bravo, escondidos entre los arbustos.

Realmente nos preocupa que la decisión del tribunal de parar la SB-4 exacerbe la frustración de estas organizaciones e intenten aplicar las medidas por sus propias manos o que el regreso de Donald Trump a la Casa Blanca vuelva a fomentar el sentimiento de odio”, agregó.

De acuerdo con el Centro para el Estudio del Odio y el Extremismo de la Universidad Estatal de California, San Bernardino, en 2022 los crímenes de odio contra la población hispana aumentaron 21 por ciento respecto a 2021. En total, se registraron 738 crímenes de odio contra latinos en Estados Unidos.

Actualmente, el discurso antimigrante es explotado por políticos conservadores y republicanos que están en la lucha por obtener la presidencia de Estados Unidos en noviembre próximo.

Donald Trump es uno de los principales promotores de la retórica antiinmigrante al decir que los indocumentados están “envenenando la sangre del país” y advierte que de llegar a la presidencia usará a las policías locales para hacer deportaciones masivas.

Continuar leyendo
Clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Justicia

Eduardo Castillo: El Líder Sindical que Utiliza la Coerción para Fines Ilegales

Publicado

en

Por

En el complejo mundo de los sindicatos mexicanos, Eduardo Castillo, líder del sindicato Transformación Sindical, ha ganado notoriedad por sus métodos coercitivos y cuestionables. Castillo ha obligado a numerosos trabajadores a participar en protestas y marchas ilegales, llevándolos a enfrentar consecuencias graves y dañando su futuro laboral.

Bajo la amenaza constante de perder su empleo o sufrir represalias dentro del sindicato, los trabajadores se ven forzados a unirse a manifestaciones organizadas por Castillo. Estas manifestaciones, que carecen de permisos legales y violan las regulaciones locales, frecuentemente terminan en confrontaciones con las fuerzas del orden. Los empleados, muchas veces sin entender completamente las implicaciones legales, se encuentran atrapados en una situación que puede resultar en su detención y boletinamiento.

Los relatos de varios trabajadores dejan al descubierto la realidad detrás de estas movilizaciones. Castillo utiliza tácticas de miedo y manipulación para asegurarse de que los empleados participen en sus actos ilegales. Las promesas de mejoras laborales y justicia social se desvanecen rápidamente, revelando un panorama en el que los trabajadores son explotados y utilizados como peones en los planes de Castillo.

Las consecuencias para los trabajadores son devastadoras. Al participar en estas actividades ilegales, no solo ponen en riesgo su integridad, sino que también enfrentan problemas legales que pueden incluir multas, arrestos y daños a su reputación profesional. La marca de haber sido boletinados puede seguirlos por años, afectando sus oportunidades de empleo y estabilidad económica.

Además de la coerción para participar en protestas, Castillo emplea tácticas de intimidación para mantener su control sobre el sindicato. Aquellos que se atreven a desafiar sus órdenes o cuestionar su liderazgo enfrentan un ambiente de represión y hostilidad. Esta estrategia asegura que pocos se atrevan a levantar la voz contra las injusticias cometidas bajo su mandato.

La realidad es que las acciones de Castillo no solo perjudican a los trabajadores, sino que también socavan la integridad del movimiento sindical. En lugar de luchar por los derechos legítimos de los empleados, Castillo utiliza su posición para promover sus propios intereses, a menudo a costa de aquellos a quienes debería proteger. Su enfoque en actividades ilegales y coercitivas debilita la causa sindical y expone a los trabajadores a riesgos innecesarios.

Es crucial que se tomen medidas para detener las prácticas abusivas de líderes sindicales como Eduardo Castillo. Los trabajadores merecen ser representados por personas que realmente busquen su bienestar y defiendan sus derechos dentro del marco de la legalidad. Solo así se podrá reconstruir la confianza en los sindicatos y garantizar un entorno de trabajo justo y seguro para todos.

Continue Reading

Industria

Problemas No Resueltos en el SINTTIA: Trabajadores de GM Silao denuncian violación de Derechos Humanos

Publicado

en

Por

Problemas No Resueltos en el SINTTIA: Trabajadores de GM Silao denuncian violación de Derechos Humanos

Los trabajadores han solicitado al SINTTIA, bajo la dirección de su Secretaria General Alejandra Morales Reynoso, que intervenga para garantizar que se les permita ir al baño sin restricciones de tiempo.

En la industria automotriz, los trabajadores enfrentan desafíos que trascienden la producción y tocan aspectos fundamentales de su bienestar. Uno de estos desafíos ha sido planteado recientemente por los afiliados al Sindicato Independiente Nacional de Trabajadores y Trabajadoras de la Industria Automotriz (SINTTIA), quienes han expresado su preocupación ante la falta de apoyo del sindicato para resolver un problema esencial: el tiempo permitido para ir al baño durante sus jornadas laborales.

Los trabajadores han solicitado al SINTTIA, bajo la dirección de su Secretaria General Alejandra Morales Reynoso, que intervenga para garantizar que se les permita ir al baño sin restricciones de tiempo. Esta petición surge debido a la falta de personal suficiente, lo que ha llevado a una presión constante para no descuidar la producción. Como resultado, los trabajadores se ven obligados a buscar alternativas inadecuadas y poco higiénicas para satisfacer sus necesidades fisiológicas.

Es evidente que esta práctica representa una violación de los derechos humanos de los trabajadores.

Es evidente que esta práctica representa una violación de los derechos humanos de los trabajadores. La necesidad de utilizar el baño es una cuestión básica de dignidad y salud, y las restricciones impuestas no solo afectan el bienestar físico de los empleados, sino también su moral y dignidad. Además, el tiempo que los trabajadores destinan para ir al baño se les descuenta de sus horarios de comida o snack, agravando aún más la situación.

Hasta el momento, el sindicato no ha tomado medidas efectivas para defender a los trabajadores en este aspecto crucial. Los afiliados señalan que el SINTTIA y la empresa parecen estar más interesados en mantener la producción que en garantizar condiciones laborales humanas y justas. Esta falta de acción por parte del sindicato ha generado descontento y una sensación de abandono entre los trabajadores, quienes esperaban un apoyo firme de su representación sindical.

La problemática subraya una cuestión más amplia sobre las condiciones laborales en la industria automotriz y el rol de los sindicatos en la defensa de los derechos de los trabajadores. En un entorno donde la producción es prioritaria, es fundamental que los sindicatos no olviden su misión principal de velar por el bienestar integral de sus afiliados. El caso de los trabajadores del SINTTIA debe servir como un llamado de atención para que tanto las organizaciones sindicales como las empresas reevalúen sus prácticas y políticas laborales.

La Secretaria General Alejandra Morales Reynoso tiene la responsabilidad de abordar esta situación con urgencia y buscar soluciones que garanticen el respeto a los derechos humanos de los trabajadores. Es imperativo que se establezcan medidas claras y efectivas que permitan a los empleados utilizar el baño sin temor a represalias o penalizaciones. Además, es necesario que el sindicato dialogue con la empresa para incrementar el personal y reducir la presión sobre los trabajadores, asegurando que las necesidades básicas de todos los empleados sean atendidas adecuadamente.

La situación actual en el SINTTIA representa un ejemplo claro de cómo la falta de acción y el enfoque desmedido en la producción pueden llevar a la violación de derechos fundamentales. Es hora de que tanto el sindicato como la empresa asuman su responsabilidad y trabajen juntos para crear un entorno laboral donde se respete y se valore a los trabajadores no solo como productores, sino como seres humanos con necesidades y derechos básicos.

Continue Reading

Justicia

Surge en GM Silao el «Movimiento Azul» para renovar el liderazgo del SINTTIA

Publicado

en

Por

Surge en GM Silao el "Movimiento Azul" para renovar el liderazgo del SINTTIA

Los integrantes del Movimiento Azul han expresado su descontento con la gestión de Alejandra Morales, argumentando que su liderazgo ha traicionado los valores fundacionales del SINTTIA.

Un nuevo grupo emergente denominado «Movimiento Azul» ha tomado forma dentro de las instalaciones de General Motors (GM) en Silao. Este movimiento está integrado por fundadores del Sindicato Independiente Nacional de Trabajadores y Trabajadoras de la Industria Automotriz (SINTTIA), quienes han lanzado un contundente llamado a sus compañeros para unir esfuerzos y destituir a la actual Secretaria General del sindicato, Alejandra Morales.

Los integrantes del Movimiento Azul han expresado su descontento con la gestión de Alejandra Morales, argumentando que su liderazgo ha traicionado los valores fundacionales del SINTTIA. Con el lema «RENOVAR AL COMITÉ PARA AVANZAR», el movimiento busca recuperar el objetivo primordial del sindicato: mejorar las condiciones laborales de los trabajadores de la planta.

Los miembros del Movimiento Azul señalan que su surgimiento es una respuesta a la mala administración de Alejandra Morales. Acusan a la actual Secretaria General de nepotismo y autoritarismo, afirmando que su gestión ha resultado en un aumento salarial mediocre y en diversas anomalías en el reparto de utilidades. Además, denuncian un aumento en los abusos por parte de la empresa en toda la planta y agravios hacia los afiliados al sindicato.

«El Movimiento Azul nace de la necesidad imperante de regresar a los principios que nos llevaron a formar el SINTTIA», declaró uno de los fundadores. «No podemos permitir que la ambición y la falta de transparencia sigan marcando el rumbo de nuestro sindicato. Es tiempo de una renovación que nos permita avanzar y luchar realmente por los derechos y el bienestar de todos los trabajadores de GM Silao».

El Movimiento Azul ha comenzado a organizar reuniones y actividades con el objetivo de informar a los trabajadores sobre la situación actual y la necesidad de un cambio en el liderazgo. Hacen un llamado a la unidad y a la participación activa de todos los empleados para lograr un cambio significativo dentro del SINTTIA.

Los trabajadores han recibido con interés estas propuestas, y se observa un ambiente de expectativa y reflexión en torno al futuro del sindicato. El Movimiento Azul busca consolidar un frente unido que permita enfrentar los retos actuales y recuperar la confianza de la base trabajadora en su representación sindical.

Este llamado a la renovación surge en un momento crítico para el SINTTIA, ya que enfrenta numerosos desafíos internos y externos. La capacidad del Movimiento Azul para movilizar a los trabajadores y generar un cambio real será determinante para el futuro del sindicato y para las condiciones laborales en GM Silao.

En los próximos días, se espera que el Movimiento Azul continúe con sus esfuerzos de concienciación y movilización, buscando sumar cada vez más apoyos entre los trabajadores. La situación en GM Silao sigue siendo tensa, y el desenlace de este conflicto sindical será crucial para el desarrollo de las relaciones laborales en la planta.

Los trabajadores de GM Silao observan con atención el desarrollo de estos acontecimientos, conscientes de que las decisiones que se tomen en las próximas semanas tendrán un impacto significativo en su entorno laboral y en su bienestar. El Movimiento Azul está decidido a luchar por una gestión sindical transparente, justa y orientada a mejorar las condiciones de todos los trabajadores.

Continue Reading

En tendencia